"Diario de cuarentena. El día a día de un nota de Cádiz confinao durante la pandemia"

Comencé a escribir este diario el primer día de confinamiento para poder enfrentarme a lo desconocido con alguna estrategia que estuviera a mi alcance. Tenía un portátil, diez dedos (aunque me sobraban ocho), cerveza, papel higiénico (levadura no), una familia maravillosa, güifi y tiempo; mucho tiempo. Así que pensé: "Keep calm y escribe pamplinas", y eso hice durante 52 días. La diferencia entre el "Diario de Ana Frank" y el mío es que yo sabía, por el feisbuk, que había mucha gente leyendo y esperando cada capítulo diario y que esa gente estaba dispuesta a conjurar la incertidumbre, el odio y el miedo siguiendo mi estrategia; es decir: riéndose. Bueno, eso y que yo estaba confinao en Cadi por culpa de un puto virus y ella estuvo escondida en Amsterdam por culpa de los putos nazis. Pero quitando esos detalles... En fin, dejo en estas páginas mi testimonio de lo que fue este momento histórico con la esperanza y el deseo de que ojalá no se repita (el confinamiento, no mi testimonio, picha, que tó hay que explicártelo...). ¡Salud! (pública).

- Nº páginas: 300 y pico

- Autor: Javier Be Eme

- Ilustraciones de portada e interior: Francisco Asencio

16,00 €

  • 0,5 kg
  • Tenemos de esto pa pará un tren
  • Plazo de entrega 1 - 3 días1